Di no a los dientes sensibles

Hay muchas personas que aun teniendo una óptima salud oral, sienten gran sensibilidad dental.

dientes sensibles

Esta sensibilidad está provocada por la exposición en el medio oral de la dentina, que es un tejido del diente más blando que el esmalte y que se sitúa entre éste y el tejido pulpar (nervio dental).dientes sensibles

La dentina tiene un color más amarillento que el esmalte, y gracias a su mayor elasticidad protege a la corona dental frente a las fracturas . La dentina expuesta, debido a su composición, es capaz de transmitir al tejido nervioso del diente sensaciones térmicas como el frío y el calor, así como el grado de acidez o el dulce de ciertos alimentos, provocando sensación de dolor.

 

En ocasiones, la sensibilidad aparece por la exposición del cemento radicular, que viene a ser un tejido duro equivalente al esmalte, pero que se sitúa sólo en la raíz dental.

sensibilidad dental¿Por qué se exponen la dentina y el cemento radicular incluso en bocas sanas? Las principales causas son:

-La retracción de la encía  por un cepillado demasiado efusivo o con cepillos muy duros.

-El desgaste del esmalte por apretamiento dental (bruxismo).

-Pequeñas fracturas de esmalte por traumatismos.

-Desgaste por consumo excesivo de bebidas ácidas y carbonatadas como refrescos.

-Encías de un biotipo muy fino que se retraen con facilidad ante obturaciones, coronas protésicas, etc.

Obviamente, patologías como la gingivitis y la caries, también pueden provocar sensibilidad.

 

¿Cómo se puede prevenir la sensibilidad dental?:

  • Mantener una buena higiene bucal.
  • Usar un dentífrico y colutorio aptos para dientes sensibles.
  • No cepillarse de forma agresiva.
  • Utilizar siempre un cepillo suave.
  • Disminuir el consumo de comidas ácidas.
  • Utilizar una férula de descarga en caso de ser bruxista.
  • Visita al dentista al menos una vez al año.

Cuando la sensibilidad es ya demasiado molesta y las mediadas preventivas  no son suficientes, nuestro Equipo  Médico puede resolver el problema mediante la aplicación de productos  como Recaldent y flúor  y en los casos más extremos recubrimientos de las raíces dentales con injertos de encía, restaurando las superficies erosionadas con incrustaciones, etc.

No dudes en consultarnos si tienes cualquier duda sobre tu salud bucal. Te ayudaremos a prevenir la sensibilidad dental y a disminuirla si ya la tienes.

Oiane Sancho

Higienista dental